Nuestra Señora de las Angustias

 

Nuestra Señora de las Angustias

Nuestra Señora de las Angustias

La imagen de Nuestra Señora de las Angustias es el principal foco de atracción del templo, entendido como lugar de peregrinación. Su iconografía es compleja, pues la inspiración de una primitiva tabla dejada en su antigua ermita por Isabel la Católica y la superposición y encaje de diversos elementos escultóricos ha derivado en una representación muy singular de la Piedad.

Aunque no se trata de un pasaje bíblico, en época medieval se popularizó esta representación que recoge unos instantes de indudable dramatismo y emoción: el momento en que María sostiene el cuerpo de Cristo descendido de la cruz y antes de ser sepultado. Precisamente la naturaleza pasionista de la representación explica el carácter penitencial de su hermandad durante siglos, que procesionó la imagen por las calles de Granada generalmente en la noche del Jueves Santo.

De un cuadro a una escultura.

Cuadro de Francisco Chacón

Cuadro de Francisco Chacón

El tránsito de la veneración de un cuadro a la de una representación escultórica se esconde aún en el misterio, reforzado por la tradición de la prodigiosa aparición de la imagen, traída por personajes sobrenaturales y llamada a ser el “amparo” de la ciudad. Estilísticamente lo más aceptado es su vinculación con el arte de Gaspar Becerra, el imaginero español que mejor representó a María Dolorosa en las décadas centrales del siglo XVI.

La composición de la imagen es el fruto de un largo proceso histórico-artístico, iniciado con la representación de María arrodillada al pie del calvario, a la que se antepone el cuerpo muerto de Jesús sobre una mesa, para acabar configurando un conjunto único de Cristo amorosamente sostenido por una Virgen que lo ofrece a Dios y al pueblo cristiano, desde su condición de madre del Salvador, perfecta discípula y corredentora del género humano. Este profundo simbolismo acentúa su carácter mediador, que gana consistencia con la devoción del pueblo de Granada y los testimonios de su continuo amparo a lo largo de casi quinientos años de veneración.

Pedro Duque Cornejo, a principios del siglo XVIII, realizó nuevas manos para la Virgen y el cuerpo de Jesús que posee actualmente.

Como imagen de vestir, los complementos hacen el resto: un largo manto negro que rodea todo el conjunto y aproxima la Imagen al suelo (al pueblo), el pecherín con las ofrendas recibidas de granadinos anónimos, la media luna indicativa de la Inmaculada Concepción de María, la cruz de plata con el sudario que recuerda el monte Calvario y la corona de Reina sobre sus sienes, que pregona su realeza y nos recuerda que la Patrona de Granada fue canónicamente coronada con la corona costeada por los granadinos por suscripción popular en 1913, por el arzobispo D. José Meseguer y Costa.

La imagen de Nuestra Señora de las Angustias cuenta con una colección de seis mantos negros bordados, siendo el más antiguo el regalado por la Duquesa de Pastrana en 1758, recientemente restaurado, y el más reciente el ofrecido al término de la Guerra Civil por el cuerpo de Alféreces Provisionales de Granada. El más destacado es, sin duda, el manto llamado “de la Ciudad”, costeado también por suscripción popular y bordado por las Madres Dominicas a finales del siglo XIX; es el manto que luce cuando sale a la calle.

Las joyas que ornan su pecherín son un extraordinario testimonio de una veneración aquilatada durante siglos. Una veneración, que se manifiesta a diario con la visita de los granadinos a su templo, depositando ante la Madre de las Angustias sus oraciones, inquietudes y peticiones. Un amor, desbordado cada mes de septiembre con profusión de cultos, ofrenda floral el día de su festividad litúrgica (15 de septiembre) y la multitudinaria y emotiva procesión patronal por las calles de Granada el último domingo de septiembre.

Miguel Luis López-Guadalupe Muñoz

 

Nuestra Señora de las Angustias

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Contenido Protegido !!